Dictadura Cubana: Robos, falsas acusaciones, detenciones y más contra oposición

UNPACU (Unión Patriótica de Cuba)

La dictadura cubana en su persistencia violatoria de los derechos humanos continua su ola represiva contra la oposición pacifica de la Isla. Aplicando los métodos más despreciables del terrorismo de estado, robos a las viviendas de los activistas de las diferentes organizaciones prodemocráticas como el que fue víctima Jorge Luis Gacía Pérez (Antúnez) este recién 5 de febrero de 2014, y del que también han sido afectados en más de una ocasión el líder natural de UNPACU, Jose Daniel Ferrer García y otros muchos activistas a lo largo del país. Asaltos, respaldados por un sistema jurídico parcializado y al servicio del régimen, y que tienen como objetivo mantener en la miseria absoluta a la sociedad civil.
Las diarias detenciones arbitrarias, donde los luchadores pacíficos son tratados inhumanamente: golpeados, ofendidos verbalmente, abandonados sin dinero, sin teléfonos en carreteras solitarias y alejadas. Las también sistemáticas amenazas a los disidentes y a sus familiares, amigos, vecinos con la intención de aislarlos socialmente y evitar mayores simpatías del pueblo.
Los actos de repudio con las brigadas de respuestas rápidas, miembros del partido único comunista, trabajadores comprometidos con la dictadura y policía política al frente y que autoriza a golpear, lanzar piedras, excrementos, asfalto, etc. y sabotear las actividades cívicas que realiza la oposición, irrespetando incluso los símbolos patrios y Apóstol nacional, que acompañan dichas acciones, a las que tienen derecho los opositores como ciudadanos.
Las causas penales construidas y con procesos judiciales completamente irregulares. Los maltratos y falta de todo tipo de garantías para con las decenas de presos políticos. El impedimento de viajes al exterior a los ex prisioneros de consciencia de los 75.
Las deportaciones de una ciudad a otra, las prisiones domiciliarias para impedir el traslado de los activistas a sus actividades, violando su derecho a la libre circulación en el país y la libre asociación. Los constantes chequeos a las viviendas de los opositores por agentes, chivatos y miembros de los Comités de Defensa de la Revolución (CDR) para controlar quién entra y quién sale a toda hora.
La expulsión de los centros laborales y de estudios, las campañas difamatorias de sus reales objetivos de lucha entre la población y en los medios monopolizados de comunicación, etc., etc…
Son incontables los actos terroristas del régimen contra la oposición, que tienen la única explicación de su miedo ante el crecimiento de sus filas con todo tipo de ciudadanos, obreros, campesinos, intelectuales, estudiantes, artistas, etc. Urge, que todos los defensores de los derechos humanos y personas honestas dejen la mirada contemplativa o indiferente ante el caso cubano y comiencen a repudiar desde sus esfuerzos personales o sociales a la dictadura.
La continuación del terrorismo estatal todo parece indicar irá en ascenso, como ha advertido José Daniel Ferrer en un audiovisual publicado recientemente en el canal en youtube de su movimiento.  UNPACU ante el empuje de las fuerzas prodemocráticas también en ascenso cada día.

Yusmila Reyna Ferrera, periodista independiente

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.