People in Need pide a la representación de la UE en La Habana que interceda por Cuesta Morúa

Diario De Cuba

La falta de neutralidad y garantías procesales y la ausencia de separación de poderes en Cuba, nos hacen temer sobre las consecuencias de la acusación y juicio’ contra el disidente, advierte.

La organización de derechos humanos People in Need, con sede en República Checa, pidió a la representación de la Unión Europea (UE) en La Habana que interceda por el disidente Manuel Cuesta Morúa, a quien el Gobierno cubano quiere juzgar por supuesta “difusión de noticias falsas contra la paz mundial”.

People in Need (PIN) participaba como patrocinador del Foro Democrático en Relaciones Internacionales y Derechos Humanos, que planearon realizar en la Isla, de forma paralela a la cumbre de la CELAC, el Centro para la Apertura y el Desarrollo de América Latina (CADAL, con sede en Argentina), y las organizaciones opositoras cubanas Arco Progresista, Comité Ciudadanos por la Integración Racial y Nuevo País.

Cuesta Morúa, líder del Arco Progresista y del proyecto independiente Nuevo País, fue uno de los cerca de 250 opositores que sufrieron detenciones, arrestos domiciliarios, amenazas y otros actos de intimidación para impedirles asistir al foro o realizar actividades durante la cumbre de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC), celebrada en La Habana el 28 y 29 de enero.

El disidente, principal organizador del foro en la Isla, fue liberado tras terminar la cumbre bajo “medida cautelar” y se encuentra sujeto a un “proceso de investigación penal”.

Si los tribunales del régimen lo hallan culpable de “difusión de noticias falsas contra la paz mundial” podría ser sentenciado a entre uno y cuatro años, según el Artículo 115 del Código Penal cubano.

Por el proceso a que está sometido, Cuesta Morúa tiene “restringido su derecho a viajar al extranjero (…) en un momento en que está invitado a diferentes países y está realizando una notable labor en nombre de la oposición en Cuba”, añadió el director de PIN, Šimon Pánek, en una carta dirigida a Herman Portocarrero, embajador de la Unión Europea en la Isla.

“Desde PIN queremos recordarle a la UE a través de su Delegación en La Habana, que en la Isla de Cuba se siguen perpetrando abusos contra la sociedad civil, no se respetan las garantías ni los derechos del pueblo cubano, y existe una clara falta de libertades políticas, sociales y económicas”, indicó la organización.

“La falta de neutralidad y garantías procesales, al estar obligado cualquier acusado a acudir a los bufetes colectivos (estatales), y la ausencia de separación de poderes en Cuba, nos hacen temer sobre las consecuencias de la acusación y juicio contra el Sr. Cuesta Morúa”, advirtió.

PIN apeló “a la responsabilidad de la Unión Europea”. Mencionó que la Posición Común del bloque sobre Cuba establece que éste “buscará ocasiones para recordar a las autoridades cubanas, tanto en público como en privado, las responsabilidades fundamentales respecto a los derechos humanos, en particular la libertad de expresión y asociación” y “alentará (…) la supresión de todos los delitos políticos, la liberación de todos los prisioneros políticos y el final del hostigamiento y de las medidas represivas respecto de los disidentes”.

“Solicitamos que verifiquen la situación de este opositor, y que interfieran ante las autoridades cubanas para que la Fiscalía no emita una acusación firme y no se inicie un proceso penal en su contra”, dijo PIN en su carta a la UE.

“Estamos firmemente convencidos de que las motivaciones de su detención e inculpación son meramente políticas, y creemos que el Estado cubano debería retirar los cargos contra Manuel Cuesta Morúa, descartar la posibilidad de emprender un proceso penal en su contra  y autorizarle de nuevo a viajar al extranjero”, concluyó.

Fuente: Diario de Cuba

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.